miércoles, octubre 6

El altar, no te jode.

Manolín, menos mal que me lo explicas, resalao. O sea, que los tacones es para santificarnos, eso me lleva a reflexiones hacia otras cosas, siguiendo el argumento de tal gloria de la zapatería. Al loro, Manolín, que te voy a dar ideas para próximas declaraciones, "desgraciao":

- El burka no es una tortura, es para protegernos del aire.

- El poco reconocimiento en el deporte no es por discriminar, es para que no nos cansemos mucho.

- Los sueldos más bajos no es por joder, es para que no tengamos tentaciones de gastarlo.

- La prostitución no es por hacer uso de cuerpos, es para ser admiradas por los puteros.

- La talla 38 no es para que seamos anoréxicas, es para adorarnos como reinas.

- El techo de cristal no es para fastidiar, es para que no nos esforcemos tanto por subir.

- La invisibilización de nuestra labor a lo largo de la historia no es para olvidarnos, es para que vivamos tranquilas sin el peso de la fama.

- Las violaciones no son por destrozarnos, es por reconocimiento a nuestro atractivo.

- La pobreza que se ceba en nosotras no es para que muramos de hambre, es para protegernos del sobrepeso.

- Las lapidaciones no es por hacernos daño, son para que nos dé tiempo a despedirnos de los seres queridos al morir lentamente.

- La violencia contra nosotras no es por dominarnos, es por mostrarnos el camino correcto.

- El acoso sexual no es para mantenernos en nuestro sitio, es para que nos creamos deseadas.

Y así hasta el infinito, que tú bien que usas chanclas, Manolín, que verte subido a esos infiernos de tacones sería un espectáculo que no me perdería, querido. No hace falta que tú ni nadie nos santifique, prefiero que me demonicen, gilipollas.

32 comentarios:

guada dijo...

jajaja, es buenisimo el post, adoro tu sarcasmo, que joia, gracias por hacerme reir y descubrir entre otras cosas que soy una anorexica deseada
besazos

Sra. Castafiore dijo...

Si al final a Manolín le ha traicionado el subconsciente, porque, que yo sepa, en los altares no se santifica, sino que se SACRIFICA (el cuerpo de cristo, el cordero degollado, el bwana despistado,...y ahora la espina dorsal de la fashion victim).

Sobrevivir dijo...

Muy bueno tu post, lo que me fastidia un montón, es que las mismas aptitudes en la vida dependiendo de si las realiza el hombre o mujer tienen distinta forma de sentirse, un hombre que es infiel a su pareja es un macho, una mujer una puta y así en infinidad de cosas cotidianas.

Commuter dijo...

CHAPEAU!!!!!

Y:
El denegarnos o limitarnos el acceso al aborto no es por querer controlar nuestro cuerpo, es por facilitarnos el destino biologico de ser madres que todas, todas las mujeres tenemos.

Commuter dijo...

Oye, me gusta mucho...
Esta feminista cabreada pregunta si puede poner tu posting en su Facebook...

Hasta los pelos dijo...

Cuñá... que bonita te pones cuando un imbécil te exaspera!!
Ya sabes, cuando sea grande quiero ser como tú e igual de alta.
Besotes pal cabreo.

Siempre suya dijo...

Chica, menos mal que los blanik esos son caros, muy caros, y que yo, jamais de la vie, puse un tacón de más allá de 5 cmts. Pero Marcela, te digo una cosa: merece la pena que Manolín diga esas chorradas, por el placer de leerte...

Alson dijo...

Jajajaja Castafioreeee
Y encima esperará que le adoremos por ello. Desde luego conmigo no gana un duro, que al final es de lo que se trata.

Calvin dijo...

Hasta que no os conocí a Marmarita y a ti no empecé a ser realmente consciente al 200% de las desigualdades que sufrimos.

Espero que alguien le lea a Manolín esto que has escrito. Aunque probablemente piense lo fácil y absurdo que piensa la mayoría de la sociedad, "mira, otra feminista cabreada". Y fíjate, yo sí que entiendo ahora la diferencia entre el término feminista en modo despectivo y el de luchadora y defensora de la igualdad de sexos.
¡Gracias, pastora Marcela, por guiarme por el buen camino! ;)

yosu dijo...

Ala qué bien te sabes el discurso machista¡¡¡¡ te lo sabes de p a pa¡¡¡

Yo estoy contigo:¡que me demonicen también¡¡y de paso montamos una fiesta de demonizad@s¡¡¡

Besinos¡¡

Dos vidas dijo...

Pues no sé yo que es peor si el dineral que cuestan o subirte en ellos...

MG

Marcela dijo...

COMMUTER: puedes usar el post para lo que quieras, faltaría más.
GUADA: meca, maja, que lo de la talla 38 tenía que poner en realidad "imponer la talla 38", que las que la tenéis de naturaleza no entrais en lo que digo en el post. Me alegra que te guste mi sarcasmo, lo uso a menudo, ajajja.
CASTA: Qué razón tienes, además por lo menos yo encuentro los altares pelín incómodos ¿no?

SOBREVIVIVR: vivimos en una sociedad patriarcal que nos impone muchas cosas, lo importante es darse cuenta.
HASTA: igual que yo, vale ¿pero más alta???? imposible, ajajjaa.
SIEMPRE SUYA: gracias por leerme, y lo de los tacones yo ni aunque me los regalen, qué horror.
ALSON: pues el tío está forrado, qué deprimente que haya mujeres que se mueran por tener unos zancos que les tortura.
CALVIN: es que el feminismo es despertar a la realidad, así es, por eso las feministas vemos un poco más allá. Los insultos ya son parte de nuestra vida, estamos acostumbradas y vamos haciendo callo.
YOSU: qué divertido tiene que ser una fiesta de demonias liberadas de tanta santificación, ajajajjajaa, me lo imagino, me lo imagino.
DOS VIDAS: sin duda subirse a ellos, sean unos manolos y unos pepitos.

Candela dijo...

Fíjate lo enterada que estoy yo del mundo de la moda, que aquí mi hija mayor y Pepa se han reído de mí cuando, nada más empezar a leerles el post, me han preguntado ¿Sabes lo que son los manolos? Y les digo: Claro, un grupo musical. Me han preguntado a mala idea, Marcela.

El post es genial, no le sobra ni le falta una coma, y te aseguro que no es cuestión de gramática. Y el final, apoteósico: gilipollas. ¡Ole!

Belén Suárez Prieto dijo...

Marcela, genial. Mientras leía tu entrada, pasé de la carcajada a la mueca y viceversa, así, todo seguido. Una lección sobre el patriarcado en veinte líneas.

Lenteja dijo...

Si es que es para cabrearse... menos mal que la ironía y el humor nos sirven de válvula de escape, compañera, que si no acabábamos con gastritis. Y luego el concepto de feminismo de la peña... que tenemos que ir defendiéndonos por la vida, anda que no he dado yo talleres por municipios de Madrid en los que me decían lo de " pues no pareces feminista de esas, si eres muy maja". Hay que joderse.... bueno, conclusión, completamente de acuerdo con tu final, mari.

Mar dijo...

soy amante fiel de las zapatillas con cordones, como las "converses" pero en barato claro xDDDD

aaaaaaaaaaay! tantas ganas disfrazadas de hacernos sufrir!

pero dominaremos el mundo... falta poco! xD

Jirafas en Gerundio dijo...

Marcela, que se suba al altar quien tenga ganas de sufrir el atraco del coste de su "producto" y el dolor de caminar apoyándose en la uña del dedo gordo. Yo no santifico ni las fiestas (aunque me decían que tenía que hacerlo, y llegué a creérmelo!). Y a él, a ver si es posible que cuando vaya con las chanclas, se enganche el meñique con la pata de la mesa o le den un pisotón que le ponga a pedir un sacrificio a gritos (y un podólogo). Menudo mamonazo. Entrada impecable, mis aplausos, pla plas plas

Lui Strega dijo...

bien dicho!!! me ha encantado tu post jejej.

Pena Mexicana dijo...

Ahora es cuando la pobre de Rosario Castellanos se remueve en su tumba... muy bueno Marcela :)
Tengo pendiente escribirte por lo del fumete...


besos

chris dijo...

No se puede decir más claro. Con el lenguaje preciso y en el tono que exige la respuesta a sus idioteces.
OLÉ!!

Morgana dijo...

buah, qué bien me he quedado al leerte!! jajaja que gusto, eh?? Lo voy a leer otra vez!! jajaja

Ole tu cabreo, también es el mío.

Besos.

kali dijo...

Pues yo sí que me pondría un par de sus carísimos zapatos....

pero para darle una buena patada en el culo!!!!!

lo peor es que a lo mejor le gusta y todo

Irreverens dijo...

¡¡PLAS, PLAS, PLAS, PLAS!!

Ojo, que yo me enteré de lo que eran los manolos hace dos días... Vamos, que casi casi me pillas como a Candela.
XDDD

Niña, lo has bordado.
:)

cris dijo...

Chica, yo llevo siempre tacones y no es para tanto... lo único que los gemelos se te suben a los glúteos, los glúteos a los riñones y asín sucesivamentes ajajajajajaj.
Por cierto, estás guapísima!

Begoña dijo...

¡Has estao sembrá, Marcelilla! ¿será capullo el tío? podía pincharse en un palo y decir que es un pincho moruno

PULGACROFT dijo...

Bueno yo siempre he pensado que los tacones eran el símbolo de la desigualdad entre el hombre y la mujer, y por supuesto el mundo de la moda y la pasarela en general.
Muy bueno Marcela, los tacones que se los ponga él a ver si le quedan ganas de diseñar más...
Un post genial!
;)

PULGACROFT dijo...

Marcela acabo de enlazar tu post al mío que creo que te puede gustar.
;)

Farera dijo...

Te sales de sarcástica, alguien como tú hace falta para parar el mundo.

:)

dintel dijo...

Bravo!

Juli Gan dijo...

Muy bueno,Marcela. Si es que jode más aún que digan que nos putean por nuestro bien. Pagamos más por una mierda de ropa que nos deja al aire casi todo el cuerpo. Pagamos más, y encima sufrimos largas torturas horarias por lucir peinado, y encima las canas en mujeres están mal vistas.

Bruja Truca dijo...

Hay que echarle imaginación a la cosa. No sabía como saldrías de lo de la lapidación, pero veo que has salido airosa.
Firmo poco pero te leo. Por cierto, si firmo poco es porque nunca veo donde aparecen aqui los comentarios, o están muy escondios o yo cada vez estoy más míope.
Un saludo.

Duschgel dijo...

¡Toma ya, qué repaso!