domingo, noviembre 28

Me lo esperaba

Sí, me esperaba ya que noviembre iba a ser un mes terrorífico de trabajo. De hecho, así lo había planeado antes ya del verano, fue algo premeditado. Me explico: antes del verano me encontraba tan mal, tan desolada y tan frustada por tantos meses de intentar una relación que era imposible, que me empeñé en llenar mi tiempo para no poder estar mucho conmigo misma. Y puse manos a la obra y acepté todas las propuestas de trabajo extra que pude, y hasta me inventé alguna para no tener ni un minuto en el que mirarme en el espejo y ver el desastre de vida sentimental que llevaba.
Llené la agenda hasta límites que ahora veo como insalubres. El objetivo no era morir en el intento, pero sí era no tener tiempo a autocompadecerme, ni a pensarme, ni a analizarme. Antes del verano no quería verme ni en pintura y no quería darme la oportunidad de seguir cayendo en picado.
Pero en el verano hubo un cambio espectacular, mucha gente me ayudó a ver que tenía que pensarme para poder seguir adelante. En especial: Mármara me escuchó hasta el agotamiento, Lamimari y LasuM me acogieron como siempre, algunas blogueras me dieron asilo, cama, comida y cariño y, sobre todo, Morganita me enseñó a ver la vida de otra manera.
En septiembre, con las pilas cargadas, el corazón tocado pero no muerto y el cuerpo como nuevo, volví al trabajo y superé la prueba (mal que bien) de volver a verla. Y encontré a I. que se me metió en la vida suavemente, sin estridencias, sin montañas rusas, con cariño y escucha.
Y ya no quise mi agenda de noviembre, ya no quise trabajar tanto porque estaba contenta conmigo misma, porque quería tener tiempo a verme y a colocarme en una nueva forma de estar.
Pero los compromisos son los compromisos, y cumplí.
Por eso, hoy puedo decir que casi estoy de vacaciones, que he podido hacer todo lo que tuve que hacer, incluso corregir todo 2º de Bachillerato mientras viajaba de charla en charla.
Por eso, ahora, tengo que agradecer tanto a tantas que habéis estado ahí, sin reñirme, sólo escuchando, sin echarme en cara nada, sólo queriéndome, esperando que yo reaccionara y volviera a ser la Marcela de siempre.
Por eso, ahora, estoy tan contenta y me he dado una cura de sueño, para limpiar la agenda, para tener tiempo para mi gente, para querer a I, para adorar a lamimari y lasum, para compartir con Mármara, para saludaros a las blogueras y para agradecer a Morgana tanto que me ha aportado, que creo que ni ella es consciente.
Creo que esta vez, he aprendido la lección: no por mucho ocupar mi vida con trabajo, puedo huir de mí, me llevo a todas partes, mejor será mirarme a la cara.
Gracias, chicas, a todas las blogueras que me acogisteis, que me cuidasteis, que me escuchasteis sin juzgarme. Gracias.
PD: y también gracias a ella, que aunque nuestra historia ha sido imposible, es una amiga que también me ha enseñado mucho.



24 comentarios:

farala dijo...

Que alegría que ya estés de vuelta, marcelilla! Me encanta que siempre aprendes algo, de cuando te equivocas también y a lo mejor no fue del todo una equivocación, porque nos ha permitido cuidarte (yo poco, la verdad)... Lo mejor: has sobrevivido!
Un besado
Quería decir un besazo, pero un besado no esta tan mal no?

guada dijo...

me alegro de verte tan bien, y ahora a disfrutarlo con la gente que te quiere, me alegro de tu vuelta
besazos

verticana dijo...

Qué bien leerte tan bien. Se te echa de menos. Besos grandes y a disfrutar marcelinda:)

María dijo...

¡Qué bien! ¡Me alegra leerte así! ¡Vivan latumari y lasum, morganita, I. y compañía!
¡Qué felicidad que I. se haya metido en tu vida! ;-)

Morgana dijo...

Sonrío. Te escucho -leyéndote-, asiento con la cabeza comprendienndote profundamente y sonrío con afecto porque me alegro por ti y porque ya haya pasado ese noviembre terrible que te habías fabricado y que el Universo contribuyó un poquito a suavizar.

Sonrío también aceptando a I. que nada más que porque ha llegado sin estridencias ya me gusta para tí y que me habría gustado ser yo, también lo sabes, pero que el corazón tiene sus razones y te las he visto antes de tú contármelas.

Y también sonrío porque sé que junto a Mármara, Latumari, LatuM, Lanuestralenilla, laamapola y otras tantas estamos formando una familia alternativa que da gusto verla! jajaja

Y me sonrojo... porque no, corazón, yo no te he enseñado nada, tú, todo, todito, lo has visto tu sola... yo sólo me senté a tu lado a acogerte con respeto.

Te quiero un montón. Y a disfrutar sin medidas!!!

Besos!!

Begoña dijo...

Veo que llenaste el bosque de árboles para no ver la espesura, menos mal que supiste trepar a alguno de ellos. Es curioso como se comparten trozos de vida con las personas mientras sus realidades caminan paralelas a las nuestras sin apenas rozarse. A pesar de tu mes prefabricado para mi fue una enorme satisfacción poder compartir parte de ese estres contigo. ¡Enhorabuena por haberlo terminado! te deseo lo mejor con I y con todo el alfabeto.

Pena Mexicana dijo...

Enhorabuena por haber sobrevivido a todo, incluyendo a la estrategia de supervivencia.
Ya nos seguirás contando de tu vida, por mi parte te diré que me interesa mucho :)
Besitos

Candela dijo...

Tenemos distinta manera de actuar cuando pasamos por un momento malillo. Yo en vez de buscar actividades me desactivo y me encierro. Así me enfrento a mis monstruos hasta que me los como y a riesgo de que me coman jeje, a pero también me pierdo a personas como las que te han acompañado a ti y, aunque fueran solo escuchadoras respetuosas, te acompañaron en la búsqueda de otros caminos. Qué suerte tenemos de encontrar a personas así en el nuestro. Feliz camino sin montañas rusas. Un fuerte abrazo.

mam dijo...

Si es que trabajar demasiado no es bueno.Me alegra que lo hayas reaprendido y sepas que lo bueno es tener buenas amigas con quien compartir.
Ahora a disfrutar que te lo has ganao!!!

Marta Hora dijo...

Sí, hay momentos en que uno no puede estar consigo mismo... Me alegro de la mejora. Encantada de conocerte..

PULGACROFT dijo...

Pues nada Marcela bienvenida a la de nuevo a la vida, es cierto que muchas veces no somos conscientes de todo lo bueno que tenemos delante de las narices así que te deseo lo mejor y mucha felicidad.
;)

yosu dijo...

ai fía que vaivén es el rollo sentimental¡¡¡ pues me alegro de que pares un poco que el trabajo está bien y ayuda mucho a superar las cosas... pero también hay que cuidarse y te toca maja¡¡¡

además.. como no vas a tener a toda esa recua de buena gente detrás de ti?? si eres la caña¡¡¡ y lo más importante de la amistad es saber respetar los ritmos y tienes muy buenas amigas maja¡¡¡

Besinos¡¡¡ y me alegro mucho por ti por haberte encontrado a I. ( aver cuando nos la presentas¡¡¡¡?

Commuter dijo...

Te echabamos de menos... Tal vez ahora que estas de vacaciones tendras mas tiempo de actualizar? En fin, a disfrutar de los dias de asueto!!!

Filomena dijo...

Bienvenida de nuevo, Marcela! Te he disfrutado poco, pero te he disfrutado y ya se te echaba de menos! Me alegro enormemente de que ya estés bien: radiante y como una rosa. Aquí estamos las que te seguimos, con los brazos bien abiertos para recibirte de nuevo y con los ojos igualmente abiertos, ansiosas por seguir leyéndote! :-) Un abrazo

Belén Suárez Prieto dijo...

Marcela, cuánto me alegro de lo que cuentas. Disfruta mucho y trabaja algo menos, aunque el resto nos perdamos algo.

Anónimo dijo...

hola marcela !
te sigo desde hace un montón de tiempo ,y contigo he ido viviendo tus dias malos
y un poco mejores hasta llegar a la paz , tranquilidad y ganas de vivir que observo ahora.
mi camino ha sido paralelo al tuyo excepto en el desenlace final ,Sigo mal y ya no sé como salir de este atolladero-
te envidio , a mi me pasa como a Candela (que admiro mucho )me pongo en un rincón a rumiar mis penas. sólo que al final ellas pueden conmigo.
Bueno ,vale de tristezas.
disfruta de todo lo bueno que te pase ,me alegraré de ello .y sobre todo de la aparición en tu vida de I,!que evidia ::::::::::::::!pero tú te lo mereces.
un beso.

Anónimo dijo...

Geniallll!Me alegro muchísimo por tí.Al final Siempre aparece el sol,que gustazo leerte así.Un abrazo
Una ovetense

Mármara dijo...

¿Sabes lo que te digo? Que ole tus ovarios. Y que si tienes a tantas personas a tu alrededor dispuestas a acogerte, escucharte y sostenerte es porque tú no sólo es que siempre estés dispuesta a acoger, a escuchar y a sostener a quien te lo pida, si no que, incluso, tienes la virtud de anticiparte.

Lena de mar dijo...

Ayssssssssss Marcelilla de mis entretelasssssssssss... qué vorágine de trabajo, de xarles i xarletes, de viajes, de amigas bolloblogueras, aysssss, que ya era horita de que pararas este ritmo antes de que la vida te pare a ti, muller!!!!

Me alegro de tu aprendizaje, de tu crecimiento personal, de que lo compartas con las personas que te queremos y de que seas capaz de mirarte dentro y descubrir cosas nuevas sin alarmarte, dejándote fluir... que la vida es un ratico!!! y sólo se vive en presente!!

Espero que latuí sepa valorarte y amarte y que te sientas a gusto amándola y dejándote amar. No hay nada mejor que el amor pleno y correspondido... que lo sé yo!!! jajajaja

Bueno, preciosina, acuérdate que en La Caleya te espera un sobre a tu nombre (está custodiándolo Yosu la rizosina). Cuando lo tengas en tus manos me dices cosinas, vale?

Besines y abracines feministas orgullosos

siempre anónima dijo...

No hay nada mejor que las curas de sueño, ayudan a regenerar el cuerpo y el espíritu. Las montañas rusas pueden resultar buenas para aprender rápido, pero el aprendizaje que mejor se asimila es el que se adquiere poco a poco y sin estridencias.

Anónimo dijo...

Gracias a ti, M.
Sabes que te quiero.
I.

LA DESGRACIÁ dijo...

Yo he acabado la evaluación, q estos la han adelantado y arf...qué jartura. Ahora de puente, chata, a descansar eh?

besines

Anónimo dijo...

¡Enhorabuena! Y ¿por qué no incluir, para cerrar el año y el círculo, una llamada, unas palabras a C.? Lo agradecerá.

iTxaro dijo...

Qué bien leerte así, me alegro mucho mucho muchísimo

besazos